Lexikoa // Vocabulario (II)

Vamos a seguir intentando aproximarnos a algunos conceptos que nos parecen de gran importancia e interés para comprender las dinámicas existentes en las ciudades y el territorio. Hoy planteamos una de las líneas de investigación que mantenemos abierta, ofreciendo este trabajo que hemos relizado de aproximación a la definición de ÁREA PERIURBANA. Una recopilación de definiciones y trabajos que existen sobre este término.

/////////// 1: Definición //////////////////////////////

Nos encontramos ante un término que hace referencia a una delimitación del espacio muy ambigua, una vez vistos los bruscos procesos urbanísticos que no cesan en su empeño de invadir los lugares más inmediatos a la ciudad. Como introducción al concepto, podemos observar los intentos de sintetización del mismo de algunos autores:

El área periurbana, un espacio específico y no neutral, hace referencia a una zona de transición o interacción, donde se yuxtaponen actividades urbanas y rurales, y los rasgos paisajísticos sufren rápidas modificaciones inducidos por las actividades humanas.
DOUGLAS  (2006)

Un espacio de transición que – por el momento – no es ni rural ni urbano pero en el que coexisten ambos en razón de su plurifuncionalidad.
ANDRÉS SARASA (1985)
 

Aunque para una comprensión más profunda, se hace necesario acudir a reflexiones de mayor alcance, como la de la geógrafa Esmeralda González Urruela:

El crecimiento urbano contemporáneo, asociado a la industrialización, ha configurado un espacio nuevo con rasgos originales respecto de las grandes tipologías existentes hasta entonces: la rural y la urbana. La insuficiencia de los métodos de las geografías rural y urbana tradicionales para hacer frente al análisis e interpretación de estos espacios, ha hecho necesario perfilar unos enfoques, más o menos nuevos, para aprehender esta nueva realidad espacial. La complejidad de este empeño queda de manifiesto en la diversidad de enfoques que se han ido proponiendo: áreas de influencia, hinterland, áreas periurbanas, rururbanas, banlieues, rural urbanizado, etc.
 
[…]
 
A pesar de ello, sí es posible constatar la existencia de coincidencias significativas en la concepción de estas áreas. En primer lugar, su individualidad morfológica o mejor su carácter morfológicamente mixto que procede de la convivencia en ellas de rasgos intermedios entre lo rural y lo urbano, conformados por la transformación de los rurales tradicionales, que ya aparecen muy difuminados —cuando no han desaparecido por completo—. En su lugar, se generalizan nuevos usos de origen urbano —residenciales, industriales, equipamientos, servicios, etc.—.
 
En segundo lugar se individualiza por el tipo de ocupación que le caracteriza. Frente al carácter denso y compacto del continuum urbano, destaca por la forma laxa de ocupación, de menor densidad, en donde se mantienen importantes espacios intersticiales e incluso permanecen tierras de cultivo, que configuran un tipo de uso del territorio más extensivo que el propiamente urbano (Clout, 1976).
 
En tercer lugar es la vinculación funcional con la ciudad, ya que los nuevos usos van asociados a las necesidades y demandas urbanas. La mayor parte de los autores acepta que el desarrollo y cristalización de este tipo de espacios están relacionados con el acelerado crecimiento urbano contemporáneo y con las nuevas formas urbanas; es decir, que es la consecuencia de la actuación de procesos de origen urbano, según lo cual se puede concluir que su individualidad procede de un factor locacional, o al menos se infiere que su proximidad a la ciudad les dota de unos caracteres específicos, cuya estimación queda patente en que es la que se pretende recoger en las propias denominaciones propuestas.
 
[…]
 
La importancia y originalidad del espacio periurbano estriba en ser el exponente más expresivo de los cambios territoriales en virtud de su proximidad a la ciudad.
GONZÁLEZ URRUELA (1987)
 

/////////// 2: Cuestiones clave ///////////////////////

Para que un determinado espacio pueda ser denominado, por regla general, como área periurbana debe poseer una serie de características habituales que mantengan las siguientes pautas. Este aspecto es de vital importancia para definir dicho espacio y, tras ello, comenzar a trabajar y actuar sobre él. Se entiende por lo tanto el concepto de periurbano en base a una serie de características clave indispensables para entender y abordar la complejidad de la cuestión.

Según González Urruela (1987), su carácter de espacios recientes ha hecho necesario perfilar los instrumentos teóricos y metodológicos para el análisis de los mismos, en orden a su conceptuación, caracterización, génesis, dinámica e interpretación.

: Áreas de transición

Las áreas periurbanas ocupan espacios cambiantes en los márgenes de las ciudades. Son zonas de intersección entre lo urbano y lo rural, áreas de contacto, de interface (KAYSER, 1972), localizadas siempre en el entorno de la ciudad. Algunos autores las consideran espacios rurales urbanizados donde, a diferencia de las áreas rurales al uso, la influencia urbana es más fuerte por su inmediatez física a la ciudad, la cual, en su expansión física y funcional las invade e integra. Se genera de esta forma una dinámica estrechamente vinculada a esa presencia próxima de un núcleo urbano de gran entidad, sin olvidar nunca la base rural que constituye su soporte.

Se trata de un espacio intermedio y sin delimitación aparente entre lo que es considerado campo y lo que tratamos de definir como ciudad. La mezcolanza de estos dos espacios, así como de los usos del suelo y del tipo de organización social, viene dada a través de la dialéctica Campo – Ciudad que tantos y tantos autores han trabajado a lo largo de la historia. 
 
[…]
 
Así, las poblaciones asentadas en estos espacios “conquistados” participan de la vida rural por sus actividades, su entramado espacial, etcétera, pero al mismo tiempo en otros muchos sentidos lo hacen de la urbana por motivos tales como su localización y comportamientos económicos, culturales y sociales.
RAZKIN (2002)
 
 
 

: Plurifuncionalidad

Son áreas que contienen una presencia dispersa de funciones urbanas; el espacio periurbano se puede caracterizar como un espacio en el que confluyen principalmente el uso agrícola, el industrial, el residencial y el natural.

La diversidad de residentes, usos de suelo y actividades económicas demuestra que las áreas periurbanas son vistas en diferentes términos y valoradas de diferentes formas por diversos grupos de gente y organizaciones:

 Algunos de los valores típicos sobre las áreas periurbanas son:
  • Para la clase baja: lugares donde es más fácil construir un cobijo y ocupar tierras para la agricultura.
  • Para la industria: fuente de materiales esenciales para la vida urbana; agua, arcilla, arena y grava, caliza, madera…
  • Para la clase media: una zona residencial potencial para viviendas en un entorno rural, con equipamientos recreativos.
  • Para el gobierno local: lugares donde colocar vertederos, autovías periféricas, aeropuertos o industrias tóxicas o ruidosas.
  • Para los movimientos proteccionistas: lugar de áreas protegidas, bosques y áreas forestales, humedales y ecosistemas costeros.
  • Para la educación y la calidad de vida: el lugar donde los habitantes urbanos tienen su primer contacto con áreas naturales de vegetación y biodiversidad.
PU-ECH (2008)
 

Por lo tanto podríamos definir las principales funciones, con el objetivo de incorporar el paradigma de la sostenibilidad a este concepto, de la siguiente manera:

  • Reserva de zonas verdes y espacios naturales: por ser un espacio urbanizado parcialmente tiene disponibilidad de suelo, a la vez que presenta formaciones naturales y explotaciones agrícolas de pequeño tamaño. Es una toma de contacto con lo rural y lo natural. Habitualmente estos espacios naturales se encuentran en estado de degradación, debido principalmente a las influencias ejercidas por el resto de las funciones en las áreas periurbanas.
Estos espacios libres, verdes y abiertos pertenecientes hoy a la franja periurbana deberían caracterizarse por su continuidad con la ciudad para así dar coherencia y contenido a la misma y a todos los sectores poblacionales y sectoriales en que está distribuida.
RAZKIN (2003)
 
  • Residencial: hay una gran presencia de uso residencial de baja densidad de origen rural conviviendo con una importante dinámica de especulación inmobiliaria por la disponibilidad de suelo y la cercanía de la gran ciudad. Con excesiva frecuencia estos nuevos asentamientos siguen planteamientos de bajas densidades con una mala eficiencia de aprovechamiento del suelo. El proceso de urbanización, detrás de este uso residencial, genera un fuerte impacto ambiental y económico. Muchos de sus residentes tienen trabajos en el área urbana cercana, generando una importante necesidad de movilidad diaria.
  • Industrial: desde una perspectiva económica las áreas periurbanas son el espacio óptimo para la instalación de grandes superficies industriales y comerciales, así como para explotaciones de recursos naturales para la industria o la construcción. Esta visión desde una sola dimensión ha llevado a una degradación del territorio y sus valores naturales y a la planificación de grandes zonas monofuncionales.
  • Absorción de excedentes: con frecuencia se convierten en espacios receptores de muchos excedentes que genera la gran ciudad directa o indirectamente. Excedentes de diverso origen y naturaleza, que pueden venir en forma de residuos sólidos o incluso podemos hablar de “excedentes sociales”, de perfiles de población para los que por razones económicas o de exclusión social no existe un lugar en la ciudad y debe buscar alojamiento en sus cercanías.
  • Recreativa: como solución ante el aumento de demanda de suelo para estos usos y gracias a un menor coste del mismo en las áreas periurbanas, estas los suelen albergar con frecuencia. Una de sus principales consecuencias suele ser un problema de movilidad por una mala gestión o por falta de ella, generando una mayor necesidad de transporte privado y de sus respectivas infraestructuras.
  • Infraestructuras: una parte importante de la ocupación y del impacto ambiental en las áreas periurbanas la producen las infraestructuras públicas de transporte de bienes y personas, los diferentes sistemas de telecomunicación y las infraestructuras de distribución de energía. Frente a esto se ha de incidir en la frecuente caracterización de las áreas periurbanas por una dotación institucional de servicios incompleta.

: Rápidas transformaciones

A medida que las ciudades se desarrollan, gran parte de su crecimiento se localiza en estas áreas dinámicas de grandes cambios, donde las pautas de ocupación del suelo están en continuo cambio. Muchas de sus actividades se mueven a medida que la ciudad crece, y otras actividades y usos del suelo se incorporan al tejido urbano.

Se producen grandes cambios en el tiempo y en el espacio (cambios de población, de usos de suelo, desarrollos de infraestructuras…), debido a profundos procesos económicos, sociales y físicos. Las áreas periurbanas son el marco donde los procesos de cambio y de integración han sido rápidos e intensos (González  Urruela, 1987).

El espacio industrial capitalista se caracteriza por la inducción de un proceso de articulación territorial en la que las ciudades son principales difusoras de las transformaciones económicas, sociales y territoriales. Las áreas periurbanas son el inmediato exponente de la integración del espacio rural. 
GONZÁLEZ URRUELA (1987)
 

: Consumo de recursos naturales

Existe en estos espacios una intensa presión sobre los recursos naturales en el contexto de una creciente actividad humana, ya que ofrecen servicios básicos de sustento vital a los residentes urbanos. Las áreas periurbanas pueden incluir valiosas áreas protegidas, zonas forestales, bosques protegidos, explotaciones agrícolas e importantes humedales.

Un área periurbana no es sólo una zona de impacto directo de las demandas del crecimiento urbano y la contaminación, sino que también es una zona de influencia relacionada con el mercado reconocible en el tratamiento de los productos agrícolas y de los recursos naturales.
SIMON ET AL. (2006)
 
 El área periurbana es el lugar donde por una parte, hogares de bajos recursos y productores se entremezclan de una manera desproporcionada, y al mismo tiempo, se encuentran importantes servicios medioambientales y recursos naturales consumidos en los centros urbanos.
DEVELOPMENT PLANNING UNIT UCL (2005)
 
 Las zonas periurbanas son con frecuencia medioambientalmente más inestables que los asentamientos urbanos y rurales.
MCGRANAHAM ET AL. (2004)

: Ausencia de una estructura urbana coherente

Se caracterizan por la falta de una estructura que proporcione unidad espacial a los diversos elementos y los ordene según una perspectiva global.

 Estos espacios constituyen el escenario donde se desarrollan complejos procesos territoriales y donde aparecen importantes conflictos por el uso del espacio. Todo ello en relación con un intenso dinamismo asociado a las necesidades espaciales derivadas del crecimiento industrial y urbano. Son, en este sentido, espacios nuevos vinculados a la organización territorial actual. En definitiva se puede decir que las áreas periurbanas son hoy el laboratorio donde aparecen la práctica totalidad de los procesos territoriales contemporáneos y su servicio una base teórico instrumental renovada.
GONZÁLEZ URRUELA (1987)

: Complejidad

Son por lo tanto áreas de una gran complejidad, pero sobre los cuales es difícil definir un modelo sobre el que estudiar y trabajar para desarrollar propuestas y mejoras debido a su variabilidad. La realidad compleja obliga a enfoques estratégicos para comprender la totalidad de las dimensiones que en estos espacios se interrelacionan.

 Las complejas interacciones entre el uso del suelo urbano, el factor medioambiental y el sistema socioeconómico que se dan en las áreas periurbanas deben ser enfocadas desde una perspectiva sistémica para comprender sus interacciones dinámicas y las funciones y servicios que los ecosistemas periurbanos ofrecen a las ciudades.
HUANG (2009)
 
 Lo que le da especificidad frente al resto del espacio rural es el hecho de ser el marco de actuación y desarrollo de procesos territoriales complejos, pero no específicos. Les diferencia la intensidad de incidencia de unos procesos territoriales que reflejan claramente las condiciones y los problemas de las relaciones campo-ciudad pero entendidas no de forma abstracta o atemporal sino como un proceso histórico y por lo tanto variable.
ORTEGA (1975)

////////// 3: Otras cuestiones ////////////////////////

: La ciudad y el medio natural (FARIÑA, 2007)

En la introducción que el autor realiza en este libro podemos encontrar una base de criterios que tener en cuenta a la hora de entender el origen y evolución de las áreas periurbanas. En ella habla de las características originadas en el último cuarto del siglo pasado y comienzos del presente, que probablemente prefiguren lo que empieza a suceder en las ciudades de los países avanzados. Estas son la baja densidad, la descentralización (con la supuesta intención de relacionar al urbanita con el campo) y la separación de funciones. Estas tendencias, según el autor, llevadas al límite y sumadas a las posibilidades que ofrece la movilidad han dado lugar a la ciudad difusa. La ciudad crece en fragmentos, ocupando áreas de campo y dejando espacios libres entre dichos fragmentos. Aquí podemos encontrar un posible origen de lo que denominamos áreas periurbanas.

Algunas citas de dicho libro y que pueden ayudar a comprender las dimensiones y naturaleza del término:

 Hasta ahora, las ciudades se habían limitado a ocupar espacios más o menos concentrados y, más allá de los últimos bloques o de los más lejanos suburbios, se extendía aquello que genéricamente era el campo.
FARIÑA (2007)
 
La ciudad tradicional, compacta y densa, claramente delimitada, tenía una forma precisa, reconocible, como atestiguan las numerosas vistas generales, representaciones perspectivas y perfiles urbanos que nos han llegado de ella. La ciudad contemporánea extendida sobre vastos territorios, compuesta de fragmentos umbilicalmente relacionados entre sí por las redes arteriales, confundida con un campo que, a su vez, ha perdido sus connotaciones peculiares, carece de forma precisa y de límites definidos.
LÓPEZ DE LUCIO (1993)
 
Ya no existe esa clara distinción paisajística y funcional entre ciudad -con sus distintos paisajes, época y estilos- y el campo. Éste, a su vez, se disgrega en fragmentos que, de manera azarosa, interponen separaciones mayores o menores entre las piezas. Y con frecuencia pierden su carácter primordial de base para las explotaciones agrícolas, hortelanas o forestales, para convertirse en baldíos semipermanentes o en depósito de detritus urbanos, cuya vocación básica parece ser la de esperar que a su vez llegue el turno para convertirse en nuevos fragmentos de ciudad.
LÓPEZ DE LUCIO (1993)

 Defiende Fariña en dicho texto que al menos en la Unión Europea la antigua contraposición entre lo rural y lo urbano, en la que el medio natural no era más que el soporte (el medio físico en su significado primario), está a punto de desaparecer debido a los niveles cada vez más elevados de antropización.

: Delimitación

La vinculación funcional de estos espacios con la unidad próxima quizá pueda explicar que los primeros intentos de análisis territorial procedan del ámbito de la geografía urbana, con importantes interferencias del método económico. En este sentido cabe destacar la incidencia de la teoría de las regiones funcionales, que se materializa en las denominadas áreas de influencia. Desde una perspectiva urbana, fue útil sobre todo para el establecimiento de criterios de delimitación de las áreas periurbanas y la frontera entre éstas y lo rural y lo urbano (Jonhson, 1974; Chisholm, 1979). La exigencia de delimitar el ámbito territorial sobre el que se ejercen determinadas funciones urbanas aparece como fundamental en este enfoque. Por ello los criterios aplicados fueron los primeros intentos de caracterizar las áreas periurbanas.
GONZÁLEZ URRUELA (1987)
 

No obstante, se hace muy difícil la delimitación espacial de las áreas periurbanas, debido principalmente a su complejidad y a su rápida transformación. Kayser (1990) establece tres coronas periurbanas:

  • La primera, la que se corresponde con la suburbanización, funcionalmente unida a la ciudad.
  • La segunda, en la que los procesos de transformación ya han comenzado y se dan parcelaciones generalizadas.
  • La tercera, con carácter rural en la que los procesos de urbanización compiten con una sociedad y unas actividades rurales que todavía presentan cierta resistencia al cambio. Existe un proceso de periurbanización reciente.

La frontera entre la segunda y la tercera corona es difícil y se recurre a tres tipos de variables:

  • Según la situación y las características de la agricultura, el tipo de población y el equipamiento básico.
  • Según el grado de urbanización, el volumen de las nuevas edificaciones y las características del mercado del suelo.
  • Según el papel de los agricultores y de los otros grupos sociales en la gestión municipal, así como de las medidas de planificación.

Otros autores establecen los límites del área periurbana en base a una clasificación de los mismos según los ecotonos urbanos, entendiendo ecotono como lugar donde los componentes ecológicos están en tensión, la zona de transición entre dos o más comunidades ecológicas  distintas. Diferencian dos tipos de límites:

  • Urbano-periurbano: ecotonos dinámicos y bidereccionales, con intercambio de información y energía., y una mayor presión de lo urbano.
  • Periurbano-rural: con un menor dinamismo y menor tensión.

Estas fronteras pueden desempeñar a su vez diferentes funciones:

  • Conductores: canalizan los movimientos.
  • Filtros: regulan los elementos que pasan.
  • Hábitat: para ciertas especies por disponer de condiciones especiales.

: Clasificación

Las áreas periurbanas ofrecen de la misma manera grandes dificultades para su clasificación, por su carácter de área muy dinámica, la indefinición de sus límites y su irregularidad (la ciudad no ofrece la misma influencia en todos sus puntos sobre el espacio colindante).

Un trabajo de investigación realizado en la Universidad Rey Juan Carlos (2010) plantea la siguiente aproximación, según el tipo de espacio periurbano:

  •  Los formados por terrenos accidentados, con obstáculos naturales, una viabilidad económica costosa, y con dificultades ante una posible restauración.
  • Zonas donde la expansión urbana está fuertemente limitada por los obstáculos naturales, con zonas donde existen problemas de empobrecimiento de los suelos y de agotamiento de los usos hasta ahora establecidos.
  • Los que corresponden a zonas urbanas aisladas o autónomas donde la expansión no está limitada por razones de viabilidad.
  • Las que corresponden a la zona de influencia de un área urbana pluricéntrica, rodeada de buenos terrenos agrícolas, actualmente en expansión.
URJC (2010)

Por otro lado en ese mismo trabajo se intenta dar un paso a la hora de diferenciar entre áreas urbanas, periurbanas y rurales:

Según el grado de urbanización:
  • Superficie urbanizada superior al 75%: área urbana
  • Superficie urbanizada entre el 75% y el 25%: área periurbana
  • Superficie urbanizada menor del 25%: área rural
Según el uso del suelo:
  • Superficie mayoritariamente dedicada a tierras de cultivo, prados y pastizales y terrenos forestales: zona rural
  • Superficie dominada por la presencia de superficie no agrícolas: zona urbana
  • No poseer una clara dominancia en el uso de su territorio por ninguna de estas funciones: zona periurbana
URJC (2010)

////////// 3: Conflictos ///////////////////////////////

Las cuestiones básicas son la producción del espacio, los agentes, los mecanismos, el consumo, el despilfarro, la segregación, la competencia de usos, los conflictos espaciales, el deterioro ambiental. Las cuestiones planteadas a partir de la planificación territorial incluyen también los problemas de competencias y conflictos, así como la penetración de las nuevas actividades económicas en el espacio rural, la inserción de la agricultura periurbana, la valoración de los espacios intersticiales y la generación de los cinturones verdes —green belt— como una forma de preservar el medio ambiente periurbano y recuperar su capacidad para el ocio.
GONZÁLEZ URRUELA (1987)

Como vemos, la alta densidad y diversidad de intereses y usos existentes en las áreas periurbanas, sumadas al alarmante problema que es la ausencia de planificación, genera una serie de conflictos, de los que se presentan aquí los más reseñables.

 : Conceptuales

La dificultad de definición y puesta de acuerdo de la naturaleza de estos espacios, es uno de los principales problemas a resolver. Acudiendo una vez más a las palabras de González Urruela:

Esta variedad de denominaciones para un mismo espacio puede ser un primer exponente de la diversidad conceptual, ya que la convivencia de esta terminología parece indicar que, para muchos autores, se trata de espacios diferentes.
 
[…]
 
La variedad de denominaciones sólo indica que el problema conceptual no está resuelto. No existe acuerdo en qué son, cómo son, cómo se generan, cómo evolucionan las áreas periurbanas. Y en relación con ello tampoco está resuelto el problema metodológico para su análisis. La variedad de denominaciones va pareja con la diversidad de planteamientos metodológicos, lo que manifiesta la dificultad para sustentar el análisis de un espacio nuevo.
GONZÁLEZ URRUELA (1987)

: Institucionales

En las áreas periurbanas existen arreglos institucionales muy fragmentados y débiles. Son áreas frecuentemente desatendidas por las administraciones tanto rurales como urbanas, debido a unas  instituciones débiles o no existentes, con mandatos que a menudo se superponen o compiten. Las instituciones formales tienen problemas enfrentando el cambio originado por la dicotomía campo/ciudad, llegando incluso a negar la realidad del área periurbana:

[…] proceder a la reducción del perímetro establecido de las ciudades y definir con precisión las zonas rurales a fin de delimitar claramente los espacios urbanos y los espacios campestres.
Declaración de Bruselas para la Reconstrucción de la Ciudad Europea (1978)

 Mientras, nuevas instituciones informales son establecidas, y todo ello dificulta el establecimiento de un marco de gobernanza efectivo.

: Medioambientales

Habitualmente los suburbios se expanden en zonas de riesgo medioambiental, con los consecuentes problemas generados en relación a la pérdida de tierra agrícola y espacios verdes, la especulación de tierras y un alto nivel de competencia por el uso del agua (abastecimiento humano, recreación, industria e irrigación) .

Concretamente esa competencia por el uso del agua conduce a una dicotomía entre usos agrícolas e industriales, lo que lleva a un nivel importante de polución y degradación medioambiental. Así mismo las simultaneidad de industrias y agricultura periurbana plantean un alto riesgo de contaminación generada por el uso de productos tóxicos.

: Intereses y competencias

Gran parte de los conflictos en áreas periurbanas se deben entre varios factores a la competencia de poderosos agentes económicos (industria) e institucionales (gobiernos), y de pequeñas explotaciones de agricultura periurbana en menor medida, por los recursos y los intereses por acceder a ellos. Surge así una competencia por el uso del agua y de la tierra, y una búsqueda de implementación de nuevos proyectos de infraestructuras.

: Servicios

Las áreas periurbanas generalmente se asientan en la periferia de las zonas de cobertura de sistemas de servicios públicos, desde el abastecimiento de agua y saneamiento hasta dotaciones básicas sanitarias, de transporte, recogida de residuos, etcétera.

////////// 4: Estudios en marcha /////////////////////

: PU-GEC (Peri-urbanization and Global Enviromental Change)

Este proyecto comenzó en Agosto de 2007 y finalizó en Julio de 2010, perteneciente al Proyecto de Urbanización y Cambio Climático del IHDP (International Human Dimensions Programme on Global Environmental Change) y con fondos del Consejo Científico Nacional de Taiwan. Propone estudiar los efectos del cambio climático y el cambio del uso del suelo en los ecosistemas de áreas periurbanas, usando el área de Taipei-Taoyuan como caso de estudio. Sus objetivos son:

  • Estudiar la influencia de la globalización en el cambio de uso y ocupación del suelo.
  • Estudiar los cambios en los ecosistemas.
  • Estudiar interacciones entre el cambio climático, la peri-urbanización y la capacidad de recuperación de los ecosistemas.

: PU-ECH (Peri-Urban Environmental Change)

El proyecto PU-ECH pertenece al SCOPE (Scientific Committee on Problems on the Environment), organismo interdisciplinar de la UNESCO. Sus objetivos giran entorno a los siguientes temas y sus implicaciones políticas y de gestión:

  • La naturaleza y velocidad de cambio del uso y ocupación del suelo en áreas periurbanas.
  • Los cambios en el uso y ocupación del suelo periurbano y sus orígenes en procesos de marginación, pobreza y la provisión de necesidades básicas humanas.
  • Las consecuencias de los cambios del uso y la ocupación del suelo inducidos por flujos de material para cobijo, manufactura, infraestructura y transporte: acumulación del stock urbano.
  • Contaminación del aire, del agua y de la tierra en áreas periurbanas y sus impactos en la salud y el ecosistema.
  • Impactos y consecuencias del uso del agua y de la transformación de los ecosistemas acuáticos.
  • Ecología y biodiversidad de las áreas periurbanas: capacidad de respuesta en ambientes agresivos (incluidos ecosistemas de líneas de costa y de ribera).
  • Factores políticos e institucionales en marcos normativos de cambio y políticas medioambientales para llevar a cabo alternativas.

: PLUREL (Peri-urban Land Use Relationships)

Este proyecto apoyado con fondos de la Unión Europea no habla tanto de áreas periurbanas como de regiones rural-urbanas, que son su principal objeto de estudio. Estas se basan en el concepto de Regiones Urbanas Funcionales (un núcleo urbano y su anillo funcional), que se pueden extender hasta incluir las áreas periurbanas y rurales. Cree necesario mejorar el conocimiento y las herramientas para asesorar los futuros impactos sociales, económicos y ambientales sobre estas áreas, y poder así identificar estrategias efectivas para una planificación sostenible.

: PURPLE (Peri-urban Regions Platform Europe)

Esta plataforma en red de diferentes Regiones Europeas trabaja sobre áreas periurbanas para maximizar las ventajas de su situación de proximidad a grandes ciudades y minimizar sus impactos adversos en el paisaje y el medioambiente que las hacen diferentes y especiales.

Definen las áreas periurbanas como multifuncionales y dinámicas y como áreas de crecimiento para la prosperidad de la UE, pero la complejidad del desarrollo periurbano sumado a las presiones de las ciudades y regiones urbanas cercanas, presentan desafíos de sostenibilidad económica, ambiental y social. Defienden que tanto las oportunidades como los desafíos presentes deben verse reflejados en las políticas y estrategias a nivel europeo, nacional, regional y local. Su intención es incrementar la conciencia de la agenda periurbana a todos los niveles y asegurar una coherencia entre financiaciones futuras para el desarrollo rural y regional.

: Peri-urban Research, RMIT University, Melbourne, Australia

Esta proyecto de la School of Global Studies Social Science and Planning lleva tiempo intentando corregir la falta de información y de políticas en las áreas periurbanas de Australia. Su preocupación es que estas áreas se encuentran a nivel mundial bajo la amenaza creciente de un sobredesarrollo y una sobreexplotación.

: NEGOWAT (Negociando conflictos con el agua en zonas periurbanas)

El proyecto  (2003-2006) cuenta con varios socios en tres países y es financiado por la Unión Europea, el DFID (Reino Unido) y ASPA (Brasil). Sus objetivos son:

Desarrollar, probar y validar metodologías que permitan facilitar la discusión y negociación entre organizaciones sociales sobre problemas relacionados con en el acceso al agua y uso de la tierra en zonas periurbanas.

Mejorar la capacidad de negociación y participación de aquellas comunidades comúnmente marginadas de la toma de decisiones.

////////// 5: Recursos en internet ////////////////////

PU-GEC (Peri-urbanization and Global Enviromental Change): http://web.ntpu.edu.tw/~shuli/PUGEC.htm

PU-ECH (Peri-Urban Environmental Change): http://www.icsu-scope.org/projects/cluster1/pu-ech.htm

PLUREL (Peri-urban Land Use Relationships): http://www.plurel.net/

PURPLE (Peri-urban Regions Platform Europe): http://www.purple-eu.org/

Peri-urban Research, RMIT University, Melbourne, Australia: http://www.periurban.org.au/

NEGOWAT (Negociando conflictos con el agua en zonas periurbanas): http://www.negowat.org/

Developing Periurban Projects: http://en.developing-periurban-projects.eu/

////////// 6: Bibliografía /////////////////////////////

ANDRÉS SARASA, JOSÉ LUIS
1985 “Las áreas periurbanas: espacios plurifuncionales en crisis”
En IX Coloquio de Geógrafos Españoles. Murcia. Centro Editorial de Servicios y Publicaciones Universitarias.
1987 “El área periurbana de Murcia. Incidencias demográficas, financieras y espaciales”
Universidad de Murcia. Servicio de Publicaciones
 
Butterworth, J., Bustamante, R. y Ducrot R.
2006 “Las áreas eriurbanas: una apreciación general”
 
NEGOWAT, http://www.negowat.org/espanol/capacitacion/Modulos%20Curso/modulo1.htm
 
CHSHOLM, M.
1979 “Rural settelments and land use”
Huichinson and C.
 
CLOUT, D.
1976 “Geografia rural”
Oikos Tau.
 
Declaración de Bruselas para la Reconstrucción de la Ciudad Europea
1978 En Ciudad, Territorio y Patrimonio. Materiales de Investigación. Programa de Doctorado 1998-2000.
Instituto Universitarioa de Urbanística, Universidad de Valadolid. Pgs 67-68.
 
Development Panning Unit
2005 “Comparative research on the governance of water & sanitation in the peri-urban interface of metropolitan areas”
UCL (University College London), http://www.ucl.ac.uk/dpu/.
 
DOUGLAS, I.
2006 “Peri-urban ecosystems and societies transitional zones and contrasting values”
En Peri-Urban Interface: Approaches to Sustainable Natural and Human Resource Use.
Earthscan Publications Ltd.
 
FARIÑA TOJO, JOSÉ
2007 “La ciudad y el medio natural”
Akal.
 
GONZÁLEZ URRUELA, ESMERALDA
1987 “La evolución de los estudios sobre áreas periurbanas”
En Anales de geografía de la Universidad Complutense, nº 7. Universidad Complutense.
 
HOUSTON, P.
2004 “National Audit of Peri-urban Agriculture”
Rural Industries Research and Development Corporation, Canberra.
 
HUANG, SHU-LI
2009 “Project Summary”
En Peri-urbanization and Global Environmental Change, http://web.ntpu.edu.tw/~shuli/PUGEC.htm.
 
JOHNSON, J. H.
1974 “Urban Geography: an introductory analysis”
Pergamon (traducción en Oikos Tau).
 
KÁYSER, B.
1972 “Lurbanisatiun des campagnes”
En REMICA. Espaces periphériques. Ed. CNRS.
 
LÓPEZ DE LUCIO
1993 “Ciudad y Urbanismo a finales del siglo XX”
Universidad de Valencia, Servicio de Publicaciones.
McGranahan, G., Satterthwaite, D. y Tacoli, C.
 
2004 “Urban-rural change, boundary problems and environmental burdens”
International Institute for Environment and Development.
 
ORTEGA VALCÁRCEL, JOSÉ
1975 “Memoria sobre el concepto, método, fuentes y programa de Geografía” (mecanografiado).
 
RAZKIN FRAILE, MIKEL
2002 “De la potencialidad a la realidad en la franja periurbana del norte de Pamplona-Iruñea”
Euskonews & Media nº 181, Eusko Ikaskuntza. http://www.euskonews.com/
2003 “El ocio en los espacios hortícolas del periurbano norte de Pamplona – Iruñea”
Euskonews & Media nº 195, Eusko Ikaskuntza. http://www.euskonews.com/
 
Simon, D., McGregor, D. y Thompson, D.
2006 “Contemporary perspectives on the peri-urban zones of cities in development areas”
En Peri-Urban Interface: Approaches to Sustainable Natural and Human Resource Use.
Earthscan Publications Ltd.
 
UNIVERSIDAD REY JUAN CARLOS
2010 “El espacio periurbano”, http://www.escet.urjc.es/~pad/WEB2005/DOCENCIA/EspaciosVerdes/espacioperiurbano.ppt
Post hau geografia // geografía, hirigintza // urbanismo, ikerketa // investigación, lexikoa // vocabulario, periurbanoa // periurbano atalean publikatu zen. Gogokoetara gehitzeko lotura iraunkorra.

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s